CRISTO JESUS EL DIOS ENCARNADO, ES SEÑOR Y REY
SOBRE TODO LO QUE FUE, TODO LO QUE ES, Y TODO LO QUE SERÁ

Por Johannes Evangelist Gossner
Traducido al Castellano por el Hno. Ricardo Pereddo
fuentedsabiduria@hotmail.com

“Entre tanto que voy, ocúpate en leer, en exhortar, en enseñar.” 1Timoteo 4:13

“Asimismo holgóse mucho el rey David, y bendijo á Jehová delante de toda la congregación; y dijo David: Bendito seas tú, oh Jehová, Dios de Israel nuestro padre, de uno á otro siglo.
Tuya es, oh Jehová, la magnificencia, y el poder, y la gloria, la victoria, y el honor; porque todas las cosas que están en los cielos y en la tierra son tuyas. Tuyo, oh Jehová, es el reino, y la altura sobre todos los que están por cabeza.
Las riquezas y la gloria están delante de ti, y tú señoreas á todos: y en tu mano está la potencia y la fortaleza, y en tu mano la grandeza y fuerza de todas las cosas.”
1Cronicas 29:10-12

Esta fue la oración y canto de alabanza del Rey David, cuando el pueblo le trajo regalos para la construcción del templo. El pueblo trajo muchos miles de talentos de oro, plata, precios piedras y otras cosas costosas, y ellos las dieron con gran alegría, con gran voluntad y con todo su corazón.

Aquí, a medida que el piadoso rey se alegra, bendice y alaba a Dios el Rey de Israel, vemos cómo el corazón del rey David está lleno del conocimiento de la Grandeza y la Majestad de Dios, el Mesías.

Podemos ver que él es inspirado a reconocer que todo le pertenece a Dios, todo lo que está en los cielos y los mundos. Que Dios es exaltado a lo más alto por encima de todo principado y potestad, sobre todo lo que esté alto y bajo, y que todas las cosas están en Su mano, regidas por Él, sostenidas por Él y guiadas por Él.

Nuestro Dios es Rey en tres reinos los cuales comprenden todo lo que era, todo lo que es y todo lo que será. Jehová es el Rey de la naturaleza, Jehová es el Rey de la gracia y Él es el Rey de la gloria eterna, la cual nunca tendrá fin.

Así es, Cristo rige sobre todo, Él mismo nos enseña eso cuando declara: “Y llegando Jesús, les habló, diciendo: Toda potestad me es dada en el cielo y en la tierra.” Mateo 28:18

¡Qué regocijo es esto para todo aquel que reconoce, sabe y posee a Cristo como su Señor y Salvador! ¡Qué gozo imparte esto en la vida de todo aquel quien por Su gracia lo tiene como su Guía, como su Pastor, como su Hermano y como su Amigo.

Ellos pueden pensar y decir de todo lo que ven ya sea en el cielo ó en la tierra: Eso pertenece a mi Señor.

“DE Jehová es la tierra y su plenitud; El mundo, y los que en él habitan.” Salmo 24:1

Como también:

“JEHOVA dijo así: El cielo es mi solio, y la tierra estrado de mis pies: ¿dónde está la casa que me habréis de edificar, y dónde este lugar de mi reposo?” Isaías 66:1

¡Oh mis amados, cómo levanta estas verdades el corazón de aquel que no es solamente un siervo, sino también un hijo del Señor y Rey!

¿Qué puede temer ese corazón que sabe, conoce y confía sin tela de duda; que todas las cosas se encuentran en las manos de Aquel que lo amó y se entregó a Sí mismo por su salvación?



Todas las citas bíblicas han sido tomadas de la Antigua Versión Reina-Valera Revisión de 1909.